Artículo: Artistas de la evasión - Las mejores fugas

Artistas de la evasión

Ya seas rey, ladrón o ambas cosas, si te encuentras entre rejas, sólo pensarás en una cosa: escapar. Y es que nada aviva el ingenio como verse privado de libertad. Muchos vivieron esa experiencia e intentaron remediarla. Un libro recoge las mejores fugas de la historia.

 

Todas las cárceles tienen un punto débil que se puede aprovechar. Así lo han demostrado numerosos personajes históricos que ejecutaron brillantes fugas –como Casanova, Churchill o César Borgia– y otros que entraron en la historia precisamente por ellas –como El Lute o los oficiales aliados que se evadieron del castillo de Colditz durante la Segunda Guerra Mundial–. Inspiradoras y conmovedoras, las grandes evasiones son un espectáculo digno de conocer. Título: Grandes fugas. Autora: Laura Manzanera. Editorial: Península. Precio: 24,50 €.
Muchas fugas carcelarias han sido llevadas al cine
Portada del libro Grandes fugas
CINCO PRÓFUGOS DE LEYENDA
1. ‘Papillon’. Henri Charrière, alias Papillon, fue condenado en 1931 a cumplir cadena perpetua en la terrible Isla del Diablo. Las fuertes corrientes marinas impedían cualquier fuga de la ínsula, pero él logró huir sobre una bolsa llena de cocos cuando descubrió que, cada siete olas que llegaban a la orilla, había una más fuerte. Y ésa fue la que lo impulsó hasta la libertad.

2. Jack Sheppard. Ladrón de poca monta, Sheppard fue un maestro de la evasión que aún hoy es recordado con admiración en el Reino Unido. En sólo nueve meses de 1724, logró escapar cuatro veces de
las cárceles londinenses. Con una cuerda de sábanas, vistiéndose de mujer, usando una lima... Fue una auténtica inspiración para muchos fugados posteriores.

3. Henry ‘Box’ Brown. En 1849, este esclavo negro consiguió evadirse del sur profundo de los Estados Unidos y alcanzar la libertad en el norte. ¿Cómo? Mediante el sencillo método de enviarse a sí mismo por correo, dentro de una pequeña caja de madera. A bordo de un tren y de un barco de vapor, recorrió 560 km escondido en ella. Carlinhos Brown eligió su nombre artístico por él.

Más en la revista DT. Número de septiembre ¡ya en kioscos!
4. Vidocq. Tras dedicar 36 años de su vida a convertirse en un célebre ladrón, Vidocq decidió cambiar de vida. Una de las muchas veces que fue arrestado, le dijo al jefe de la Policía que quería pasarse a su bando y se lo demostró fugándose en 15 minutos para volver a entregarse. Fue un gran policía y el primer detective privado de la historia.

5. Giovanni Corsini
Durante la Segunda Guerra Mundial, el teniente Corsini se hizo pasar por oficial británico y escapó con otros cuatro soldados italianos de un campo de prisioneros en Etiopía. A bordo de un viejo camión militar, recorrieron 2.800 km de territorio hostil controlado por los británicos hasta alcanzar la libertad en Mozambique, país neutral en la contienda.
 
 
 
 
28/8/2009 | Pedro Estrada
vota Pulsa para votar Pulsa para votar Pulsa para votar Pulsa para votar Pulsa para votar     6 votos
Tu comentario
 
Tu nombre

publicidad

























Relacionadas